Seguimos con la tendencia del 2018, las tartas de números.

Puedes hacer sólo letras, sólo números o combinar letras y números, y lo más divertido es la decoración: frutas, flores, chuches, figuras de fondant, chocolates, lo que más te guste y en los tonos de colores que prefieras, de cualquier manera quedan súper chulas.

En este caso, un 40, con muchos frutos rojos y flores comestibles.